jueves, 13 de octubre de 2011

Vagabundos.

Vagabundos que se posan sobre una muñeca delgada buscando un poco de espacio, vagabundos que cuelgan de la pared, nadie los presta atención, pero siguen cantando.  
Vidas inmortalizadas que mueren dentro de un cristal, y nacen al paso de su camino,
momentos que se olvidan, y se encuentran justo en la hora antes de morir.

Vagabundos que viven presos, que pasean por las mismas esquinas, pero a diferentes horas,
Vagabundos que son eternos, y otros memorables.
Ancianos cansados de ver la misma guerra, pero con diferentes soldados,
La misma arma, ha pasado por diferentes manos.

Vagabundos que son testigos de una boda, o de un funeral,
vagabundos que a la hora de dormir, siguen corriendo.
Viejos recuerdos que se olvidan que un día existieron,
Y si existieron, hoy ya están muertos.

Eso es el tiempo, todo lo que pasa, cuando crees que ya ha pasado todo.
un asesino que no para, una enfermedad peor que el cáncer,
un silencio peor que la soledad, y un instante que dura toda una eternidad.
¿Y tú, creíste que el tiempo no corría? Yo también pensé lo mismo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada